Páginas

lunes, 22 de septiembre de 2008

Qué te espera, Sebas




Cuando tenía 14 años, y estaba por terminar el colegio, el teléfono celular recién se asomaba por estos lares, costaba alrededor de 2000 dólares cada uno; y en los distritos populares o conos no se veía a casi nadie tenerlo; estaba de moda la música Tekno y los adolescentes soñábamos con ponernos unas “zapatillas de marca”, las inolvidables Tropp; es más, hasta se relacionaba con tu valía personal, o sea el que no las tenía estaba en nada.
Hoy las zapatillas de marca ya no es lo que distingue a los adolescentes. La valía, en estos días, me parece, está en el celular; a un 5 por ciento de lo que costaba en mi época. Hoy los chicos de 13, 14 y 15 años, de los colegios más mentados de Lima: Alfonso Ugarte, Fanning, Melitón Carbajal, Mercedes Cabello, Guadalupe, etc. se lucen con un teléfono. Y si no lo tienen están en nada, y si no lo tienen sueñan con él.
Hoy que tienes 4 años, Sebastián, me pregunto cuál será la moda cuando tengas 13 ó 14; qué te hará sentir “menos que los demás, sino lo tienes”. Una Laptop de bolsillo tal vez, ¿un vehículo? ¿Qué?
La valía personal nunca debe estar en relación a un objeto, que como llega se va; envejecerá pronto, pasará de moda, se malogrará, lo robarán. La valía personal deberá estar en ti, en lo que ganes por ti mismo, en lo que logres, en lo que no tenga precio, si se puede comprar con dinero: no vale la pena.
El esfuerzo personal, la valoración del otro por sus ideas, sentimientos, emociones es hoy un valor escaso. A la gente de este siglo parece importarle un pepino lo que le pase al otro, la gente parece estar ensimismada, escuchándose a sí mismo o a su wottman. Dicen que antes no fue así, que fue mejor. Desde esa premisa en el futuro será peor. No lo creo. No lo deseo.
La gente vale por lo que es, por su inteligencia, por lo que sabe, no por lo que tiene. Así fue antes, así es hoy. Así será.

Por. Miguel Yacolca

2 comentarios:

  1. Que hermozo escribe profesor,cuando estaba en el colegio, estaba de moda tener un walkman o un discman.

    ResponderEliminar
  2. Es cierto, comparto su opinión. Los jóvenes de hoy solo se interesan por adquirir productos novedosos porque les atribuye cierto valor "material" ante sus amigos, si no tienen un celular con cámara y video "están en nada". Deberían preocuparse por invertir ese dinero en algo productivo, su educación, la vida es un aprendizaje diario, no hay límite de edad para aprender y es lo único que les brindará riquezas en conocimientos y en dinero.
    Referente al valor de una persona, sí se debería apreciarla por sus actos, sin embargo vivimos en una sociedad llena de hipocresía, ya sea en la oficina o en el centro de estudios las personas fingen tener cualidades para ganarse el aprecio de los demás.
    Debemos actuar de acuerdo a nuestros valores sin apariencias, nadie es perfecto, debemos reconocer nuestros defectos y mejorarlos.
    Hasta pronto.

    ResponderEliminar

Bienvenidos: Deja por aquí tu comentario... éxitos!!